Sin duda la noticia que más ruido mediático ha generado en lo que llevamos de semana ha sido el anuncio por parte del presidente del gobierno referente a la posible ayuda económica a Bankia y los hechos que le sucedieron. Dimisión del presidente de la entidad, Rodrigo Rato, y anuncio de la designación de su sustituto.

Como no podía ser de otra forma, siendo Twitter probablemente uno de los mejores termómetros de la actualidad y de la opinión de la sociedad, estas noticias han tenido un reflejo en 140 caracteres que ofrece algunos datos interesantes. Estos, como suele ocurrir , han sido recogidos en un informe por parte de Pirendo, siempre atentos a compartir información sobre el reflejo online de lo que nos rodea.

Por mi parte, quiero aportar mi grano de arena, analizando esos datos a los que me han dado acceso.

Una visión global nos indica que las noticias entorno a Bankia han generado gran interés, lo que se refleja en indicadores como incremento de seguidores, menciones e impresiones. Interés que sin embargo no se ha mantenido más allá de 24 horas y que ha reflejado una valoración negativa de la decisión de destinar dinero público a apoyar a una entidad financiera.

Entrando en detalle, podemos observar un incremento muy significativo de seguidores durante el lunes día 7 (en el que se produce la entrevista a Mariano Rajoy y la dimisión de Rodrigo Rato). Lo que refleja el interés por conocer la opinión por parte de la entidad, que previsiblemente debía reflejarse también en su comunicación online.

Por el contrario, sorprende cómo la reacción de la entidad en reducir a tan sólo 3 tweets el día 7 y uno el día 8 su comunicación por esta vía. Renunciando a participar en una conversación que disparaba las menciones a su usuario, y dejando por tanto si su “versión” al debate que se ha generado entorno a la noticia.

Me sigue sorprendiendo la mezcla de miedo y tal vez menosprecio que con demasiada frecuencia reflejan las grandes instituciones en su gestión de crisis en medios sociales.

Resulta también destacable que todos los indicadores vuelven a caer a las 24 horas de producirse la noticia, lo que en mi opinión refleja que se ha producido más una reacción a la misma que un debate en torno a la decisión política dentro del marco de ajustes que vivimos. Lo que por otra parte creo que se ve refrendado por el hecho de que los tweets referidos a la noticia han incorporado fundamentalmente al usuario @Bankia, frente al uso de hashtags entorno a los cuales construir un debate.

Por últmo, los términos más empleados junto con el usuario @Bankia y el hashtag #Bankia, reflejan que además de la transmisión de la noticia, los usuarios han querido compartir una valoración negativa respecto de la decisión de apoyar a la entidad, y lo han hecho ligando sus comentarios sobre bankia a términos como “sanidad” “educación” o “recortes”.

Una vez más creo que se refleja la utilidad de medios sociales como Twitter para que quien quiera escuchar lo haga.


Autor: Evaristo Nogales, profesor de Marketing en la Universidad de Sevilla, emprendedor y apasionado del marketing y la comunicación. Puedes encontrarlo en
Autor: . Consultor y auditor en posicionamiento web. Desarrollo de aplicaciones, diseño y programacion de plataformas y paginas web. Formación, profesor en el Programa SmmUs (Social Media Marketing) de la Universidad de Sevilla. Cursos sobre social media en Cámaras de Comercio de Málaga, Sevilla y Córdoba. Puedes encontrarme en Google Plus y Twitter .

¿Te gustó este post? No te pierdas los próximos, síguenos en redes sociales.

Te recomendamos también

No hay comentarios:

Publicar un comentario