"No es el mismo terreno de juego, no es la misma liga, ni siquiera es el mismo jodido deporte."

Así es como el personaje que Samuel L. Jackson interpreta en la película Pulp Fiction explica a su compañero de correrías, John Travolta, la diferencia entre cierto tipo de relaciones sexuales y dar un masaje en los pies... pero lo mismo podría haberse referido a ese escenario en el que el galgo de las nuevas tecnologías cada día corre más rápido mientras la tortuga en la que viajan en su busca los legisladores se lo toma a su ritmo.

No, desde luego no parece el mismo deporte.

Ya hace tiempo dijeron que las ciencias adelantan que es una barbaridad, y eso que aún no se sabía que llegaban tiempos en los que algunos semi adolescentes, con esa feliz ignorancia de lo que no se puede hacer propia de su edad, iban a reinventar el mundo cada pocos años desde sus garajes, sus portátiles ultraligeros, sus sudaderas y sus zapatillas deportivas.

Claro que también es de todos sabidos que la Justicia es lenta pero llega... ¿cuándo?, no se sabe... pero llega.

Por ejemplo, ahora acaba de llegar a las páginas web.

"La creación de una página web corporativa deberá acordarse por la junta general de la sociedad"
Sí querido lector, no se ha equivocado usted ni está leyendo por error un post antiguo. Concretamente desde el 2 de octubre de 2011, con la entrada en vigor de una reforma de la Ley de Sociedades de Capital en España, "La creación de una página web corporativa deberá acordarse por la junta general de la sociedad. El acuerdo de creación deberá ser inscrito en el Registro Mercantil o bien ser notificado a todos los socios" (art. 11 bis de la Ley 25/2011).

Esto mismo te lo dicen hace 20 años y vale, ok, tengo claro lo que es un página web ¿pero en 2011?

¿Veremos anuncios de juntas generales con orden del día "aprobación de los posts de esta semana en el blog"? Al fin y al cabo cada post, con su URL individual, podría ser considerado una "página web". ¿Y la redes sociales? ¿Cada perfil en Twitter, Facebook, Google+, Linkedin, Tuenti, etc, etc, deberá ser aprobado por los socios?

Es evidente que los tiempos de maduración de un proyecto legislativo y de las nuevas tecnologías no son los mismo, las leyes han de ser discutidas, consensuadas y "encajadas" en nuestro sistema jurídico, mientras que los adolescentes imberbes crean el futuro a toda velocidad a base de bebidas con alto componente de cafeina. Pero aún así, y daba la innegable repercusión del asunto en nuestra vida cotidiana y en el futuro de nuestra economía, creo que sí cabe pedir a los señores de la toga un poco más de agilidad en su toma de decisiones.

Creo que los más avanzados entre ellos deberían comunicarse con la oficina central y decir lo de "legisladores, tenemos un problema", porque si hasta ahora parecía que las cosas iban rápido, váyanse abrochándose los cinturones para lo que vendrá en los próximos años.


Autor: Jesus Pérez Serna es socio fundador de la Asociación Profesional Española de Privacidad (APEP) y editor de los blogs Marketing Positivo y Ayuda Ley Protección Datos. Puedes encontrarlo también en y Twitter.
Autor: . Consultor y auditor en posicionamiento web. Desarrollo de aplicaciones, diseño y programacion de plataformas y paginas web. Formación, profesor en el Programa SmmUs (Social Media Marketing) de la Universidad de Sevilla. Cursos sobre social media en Cámaras de Comercio de Málaga, Sevilla y Córdoba. Puedes encontrarme en Google Plus y Twitter .

¿Te gustó este post? No te pierdas los próximos, síguenos en redes sociales.

Te recomendamos también

4 comentarios:

  1. leer una opinión, blog o artículo de D. Jesús Pérez siempre lleva a que uno termine por tener claro que no sabe nada, y que por suerte está el para darnos luz con sus conocimientos.
    Muchas gracias por este valioso aporte

    ResponderEliminar
  2. Gracias Gihsoft, aunque sobraba la "D", que no soy tan mayor como para verme con un "don" por delante :P

    ResponderEliminar
  3. Aqui te va el comentario prometido:

    Decia en mi Tweet de esta mañana que la referencia a "pagina web corporativa" del art. 11 de la LSC, debia ser entendida respecto de las Corporaciones o Holdings, y no respecto a cualquier tipo de sociedad. Si bien es lo lógico (es impensable someter a aprobación la creación de cualquier pagina web societaria ya creada), también obedece a la diferente tipologia que en el mismo articulo se establece, al señalar, en su primer párrafo, a las corporativas (que cita antes en la Exposición de Motivo III, y en la Disp Adic Cuarta); y, en los dos siguientes, y articulos ulteriores, a las paginas web de la sociedad.

    Semejante articulado no estaba en la LSC en periodo de vacatio legis, sino que ha sido introducido, in extremis, por la Ley 25/2011, de 1 de agosto, de reforma parcial de la Ley de Sociedades de Capital y de incorporación de la Directiva 2007/36/CE, del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de julio, sobre el ejercicio de determinados derechos de los accionistas de sociedades cotizadas, BOE 2 Agosto 2011, Articulo Primero uno y Ocho.

    Quizás tenga su sentido en la Sentencia de de 2 de Marzo de 2010, del Juzgado de Primera Instancia N°87 de Madrid, sobre indemnización a los adquirentes de productos Lehman y de bancos islandeses, pero lo que sí es claro es que la realidad mercantil que opera tras una Corporación (o Gobierno Corporativo; antiguos artículos 113.1, 115.1 y 117.3 de la Ley de Mercado de Valores, traspuestos a la LSC), nada tiene que ver con la de una sociedad mercantil 'común'.

    Es criticable, muy criticable, el comportamiento del legislativo en esta materia, en otras por su notoria falta de sistemática, pero ya sabemos lo que pasó a finales de Julio, y que las urgencias no son buenas consejeras.

    Un saludo.

    Javier Segura

    ResponderEliminar
  4. Hola Javier: tu interpretación sería estupenda, pero como empresario no abogado que soy, no lo veo claro y más bien muy peligroso. El art. 11 habla del domicilio de la sociedad de forma genérica y el único matiz en el sentido que tu comentas es la introducción del término "corporativa", que si vas al DRAE encuentras que su segunda acepción se refiere a conjunto de empresas, pero la primera (Organización compuesta por personas que, como miembros de ella, la gobiernan) puede incluir SL y SA.
    Lo que veo es que esto puede quedar sujeto a la interpretación de los jueces según el caso, de ahí lo de "peligroso".

    ResponderEliminar