1. Tu mercado

Comienza por estudiar tu mercado. Supongo que ya lo has hecho, pero esta vez tienes que identificar su comportamiento online. Qué herramientas 2.0 usan, qué temas tratan, a quien siguen, qué formatos consumen más y, sobre todo qué les provoca mayor interacción.

Información básica en esta fase:

· Si prefieren Facebook o Tuenti.
· Están en redes profesionales? Cuál? Qué hacen en ellas?
· Si usan Twitter, a quién siguen, qué enlaces comparten, qué hashtags.
· Cuántos de ellos escriben un blog? Sobre qué?
· Contenido de los vídeos de Youtube que más comparten.

2. Tu competencia

Empieza por identificarla. Ten en cuenta que tu competencia son aquellas marcas con las que te comparan los clientes. Así que empieza por buscar esa información. Si eres una marca nueva o poco conocida, identifica cuáles son las marcas que basan su comunicación en los mismos valores que tu.

Ahora indaga qué están haciendo, aprende de sus errores, copia sus aciertos y añade creatividad para diferenciarte.

3. Tu

Ten en cuenta que la exposición y transparencia en socialmedia es enormemente superior a la que vives offline. Lo que no significa que no puedas cometer errores. Los cometerás. Así que asegurate de ser sincero, honesto y humilde.

Empieza por analizar qué quieren de ti los clientes, cómo lo quieren, qué cosas haces mejor que los demás, cuáles son tus valores y tus capacidades diferenciales y centra tu comunicación en ellos. Si realmente eres la marca con mayor conciencia medioambiental, busca aquellos de entre tu mercado a los que este tema les apasiona y centra en ellos tu comunicación. Podrás construir una relación con ellos y se convertirán en prescriptores de tu marca.

4. Objetivos y estrategia

Define qué papel quieres que jueguen los medios sociales dentro de tu estrategia de empresa.

Establece objetivos específicos, pero piensa en que socialmedia es fundamentalmente “RELACIÓN” así que establece tus objetivos en número y calidad de las relaciones. Recuerda no obsesionarte con el número de seguidores, fans, suscriptores, etc y piensa que esos prescriptores que buscan surgen de las interacciones y no de un simple “me gusta”.

De todas formas también puedes añadir algunos objetivos de conversión (por ejemplo un ratio entre ventas por canales sociales y número de interacciones o de recomendaciones)

5. Herramientas

En base a lo que sabes de tus clientes, lo que has aprendido de tu competencia y tus objetivos, determina las herramientas que utilizarás y aprende a utilizarlas. Aunque no vayas a gestionarlas personalmente, aprende para poder entender y participar en la estrategia.

Ten en cuenta que hay dos niveles de herramientas, las que componen el centro de tu estrategia (Facebook, Tuenti, Twitter, Blog, tal vez Linkedin u otras que dependerán de dónde están tus clientes) y las que lo complementan (Youtube, Flickr, Slideshare, etc. que dependerán de tu estrategia de contenidos).

6. Contenido

El grado de atractivo de tu comunicación en socialmedia y gran parte de tu éxito provendrá de lo que compartes y el valor que aportas. Así que diseño un plan de contenidos en el que tendrás que contemplar:

· Qué formatos vas a usar (textos, fotos, vídeos, podcasts)
· Asegúrate de que usas una imagen consistente en todas las herramientas y formatos, de forma que cada visita o cada impresión refuerzan tu notoriedad y posicionamiento.
· Con qué periodicidad vas a publicar contenido (se muy disciplinado en esto), que no depende de tu disponibilidad sino de encajar con el ritmo de tu audiencia.
· Centra los contenidos en los temas que se relacionan con aquello en lo que eres mejor.

7. Interacción

Uno de los comentarios más frecuentes de las empresas que se inician en socialmedia es “no consigo que la gente le pulse el me gusta de mi página” o “no hago más que publicar cosas pero nadie las comenta”.

Recuerda que tu tampoco haces nada por nada. Así que dales algo a ganar, haz que su participación sea significativa y pónselo fácil para hacerlo.

En Facebook tienes la posibilidad de hacer promociones que te permiten ofrecer un incentivo en modo de premio. Comprobarás que contenido con formatos atractivos o humorísticos, así como aquellos en los que pides que te ayuden a hacer algo que sea interesante para ellos, son los que tienen mejor resultado.

Por otra parte, si Facebook va a centrar tu actividad en socialmedia, acuérdate de integrar un plugin social en todas tus herramientas 2.0 para “ponerles fácil” interactuar contigo.

Ah! Y responde siempre que te hablen, pero no acapares si la conversación es entre ellos, aunque sea en tu muro.

8. Medición


En función de los objetivos que estableciste, define qué vas a medir. Tienes fuentes de información gratuitas que pueden serte de utilidad:

Facebook Insights: estadísticas suministradas por la propia herramienta y que te aportan información sobre interacciones, contenidos vistos, origen de los accesos, procedencia de los usuarios, idiomas, sexo…

Google Analytics: es la herramienta básica de analítica web Integralo en tu blog y familiarízate con sus informes. Hay algunos manuales interesantes que te pueden ayudar.

Klout: se está posicionando como el estándar para medir la influencia online de un usuario. Puedes establecerte un objetivo tb en alcanzar un determinado nivel aquí.

Twitstats.com: Te da información interesante sobre tu actividad en twitter. Temas sobre lo que más tratas, a quien retuiteas más, etc.

Socialmention: Útil para monitorizar de forma gratuita y básica las referencia que hagan a tu marca en cualquier medio social. Te da algunos ratios útiles, aunque en la medición del sentimiento (menciones positivas o negativas) deja bastante que desear.

9. Comparación

Con los datos obtenidos a través de las herramientas de medición, compara los resultados que estás obteniendo con tus objetivos y detecta las divergencias.

Compara también lo que estás haciendo con lo que planificaste. Si son diferentes, analiza por qué:

- Puede que no seas capaz de cumplir con lo planificado por falta de recursos (tiempo entre otros).

- Puede que de la experiencia que vas adquiriendo hayas comprendido que había que hacer algunas cosas distintas a lo que inicialmente pensaste.

10. Evolución

Por una parte, las discrepancias que encuentres entre los resultados y lo planificado, más la experiencia que vas adquiriendo y lo que te aporten quienes ya forman parte de tu comunidad online,debe retroalimentar tu estrategia para irla mejorando y asegurarte de que estás apuntando a donde quieres.

Por otra, mantente al día de las nuevas herramientas 2.0 que van saliendo, identifica tendencias que puedan asentarse y convertirse en herramientas populares. Testea si tu público objetivo las está incorporando y si es así tu también deberás hacerlo.


Autor: Evaristo Nogales, profesor de Marketing en la Universidad de Sevilla, emprendedor y apasionado del marketing y la comunicación. Puedes encontrarlo en
Autor: . Consultor y auditor en posicionamiento web. Desarrollo de aplicaciones, diseño y programacion de plataformas y paginas web. Formación, profesor en el Programa SmmUs (Social Media Marketing) de la Universidad de Sevilla. Cursos sobre social media en Cámaras de Comercio de Málaga, Sevilla y Córdoba. Puedes encontrarme en Google Plus y Twitter .

¿Te gustó este post? No te pierdas los próximos, síguenos en redes sociales.

Te recomendamos también

4 comentarios:

  1. Interesantisimo el post. Me ha gustado muho :)

    ResponderEliminar
  2. Completo, claro y para todos los públicos. Genial Evaristo :)

    ResponderEliminar
  3. Hola Evaristo, interesante post este sobre social media. Algo que me parece que debiera ser obvio es comentar que las redes sociales no son para vender. Algunos tan pronto te contactan, te mandadn su primera "recomendación", antes incluso que saludarte.
    Es determinante interactuar con la gente, establecer relaciones, pues en definitiva los social media son para eso (socializar).
    Un saludo,
    Fernando Amaro

    ResponderEliminar
  4. Hola Fernando, me permito contestarte en nombre de Evaristo... El opina igual que tu, en esta entrada lo explica...

    ResponderEliminar